¿Sabes lo que significan las extensiones de dominio más populares y cuál es mejor?

Cuando hablamos de la dirección de una página web, nos referimos a dos elementos clave. En primer lugar, el nombre de dominio, una pieza única que vincula tu presencia en línea con la identidad y objetivos de tu marca. El segundo componente es la extensión de dominio, que revela la naturaleza y propósito de la página web.

Para comprender la esencia de un nombre de dominio, es esencial tener en cuenta que las letras que aparecen después del punto son cruciales para evaluar la credibilidad de tu página y su coherencia con la imagen de tu marca.

Conocidas también como dominios de nivel superior o TLD (Top-Level Domains), las extensiones de dominio son herramientas para clasificar los sitios web según su tipo, ubicación o modelo de negocios. Entre las miles de opciones disponibles en la red, las extensiones más usuales son .org, .com y .net. En este artículo, exploraremos el significado y las distinciones entre estas tres extensiones para facilitarte la elección de la más adecuada para tu empresa.

¿CUÁL ES EL SIGNIFICADO DE .COM?

El dominio de nivel superior .com ostenta el título de la extensión más popular y, por ende, la más valiosa para páginas web de carácter profesional. Aunque en sus inicios se creó para albergar sitios web comerciales, hoy en día su uso se ha diversificado, abarcando cualquier tipo de página.

Desde que la expresión "punto com" se popularizó para describir el auge y declive de las start-ups en los años 90, esta extensión de dominio se ha convertido en sinónimo de Internet. En la actualidad, el 48 % de las páginas web en todo el mundo utilizan un TLD .com, y los consumidores lo perciben como la extensión predeterminada para las direcciones web.

Esto implica que el dominio .com no solo es más fácil de recordar para tu audiencia, sino que también muchos usuarios asumen y escriben URL con esta extensión de forma automática.

La reputación sencilla del dominio de nivel superior .com hace que su disponibilidad sea bastante limitada, lo que puede complicar significativamente el proceso de elección de un nombre de dominio. Con esto en mente, es crucial verificar la viabilidad de tu dominio en las etapas iniciales y, idealmente, considerarlo al concebir el nombre de tu empresa.

Dicho esto, prescindir de .com no es el fin del mundo. En algunos casos, incluso podrías optar por una extensión de dominio diferente.

¿CUÁL ES EL SIGNIFICADO DE .ORG?

El dominio de nivel superior .org, que representa la palabra "organización", se destina principalmente a páginas web sin fines de lucro, como organizaciones benéficas, ONG, proyectos de código abierto y plataformas educativas.

Esta extensión fue uno de los dominios originales establecidos en 1985, lo que le confiere una percepción de mayor solidez y credibilidad en comparación con opciones más recientes. En sus inicios, se creó para abarcar a organizaciones que no se alineaban con la temática de ningún otro dominio disponible en ese momento: no comercial, no relacionado con redes, no universitario, no gubernamental y no militar. Con el tiempo, .org se consolidó como la elección exclusiva para organizaciones sin fines de lucro, aunque esta restricción se levantó en agosto de 2019, tras la venta del registro de nombres de dominio a una firma de inversión.

Aunque las empresas con fines de lucro ahora tienen la autorización legal para adquirir y usar dominios .org, la percepción pública sigue arraigada en antiguas convenciones. Cualquier empresa que utilice un dominio .org sigue siendo asociada con una organización sin fines de lucro.



DIFERENCIAS ENTRE .ORG Y .COM

Al comparar las extensiones .org y .com, resulta evidente que la distinción entre ambas parece bastante clara: una se destina a usos sin fines de lucro, mientras que la otra es utilizada por organizaciones comerciales. Si tu objetivo es crear una página web sin fines de lucro, opta por un dominio .org. En cambio, si buscas establecer un negocio en línea, es preferible elegir el .com.

No obstante, como suele suceder, nada es completamente blanco o negro. A medida que la disponibilidad de dominios .com disminuye, las empresas exploran extensiones alternativas para poder utilizar los nombres de dominio deseados. Técnicamente, cualquier tipo de empresa u organización puede emplear un dominio .org, siempre y cuando lo respalde con una estrategia de marketing adecuada para evitar posibles malentendidos entre aquellos que aún asocian esta extensión de dominio con organizaciones sin fines de lucro. No obstante, la idea arraigada en la mente colectiva de que los dominios .org pertenecen a organizaciones benéficas, ONG y plataformas educativas sugiere que tal vez deberías considerar este TLD como último recurso.

Si estás en busca de una alternativa a los dominios .com para tu negocio o portafolio digital, sería prudente considerar la extensión .net.

¿CUÁL ES EL SIGNIFICADO DE .NET?

La extensión de dominio .net se emplea principalmente para identificar sitios web relacionados con redes, tecnología y servicios en línea. Inicialmente concebida para representar la palabra "network" (red en inglés), .net ha evolucionado hasta convertirse en una extensión versátil que abarca diversas aplicaciones en Internet.

Se estima que aproximadamente el 4 % de todos los dominios registrados en el mundo utilizan esta extensión. Originalmente diseñada para servir como representante de "red", la extensión .net estaba destinada a páginas web que actuaban como portales para sitios más pequeños.

Frecuentemente se presenta como una alternativa recomendada al .com cuando se intenta adquirir un nombre de dominio que ya está en uso. No importa la razón por la cual optes por la extensión de dominio .net, es crucial garantizar que los visitantes potenciales la recuerden y no terminen en la página equivocada. Una estrategia eficaz para lograrlo es incorporar la extensión de dominio de tu página en la identidad de tu marca, de modo que tu audiencia asocie de manera natural el nombre de tu empresa con .net. Por ejemplo, una consultora de marketing llamada Upstream podría referirse a sí misma como Upstream.net, permitiendo que su público se familiarice con la extensión de dominio correcta.

DIFERENCIAS ENTRE .NET Y .COM

La distinción más evidente entre un dominio .net y uno .com radica en su propósito, ya que fueron diseñados para sitios "de red" (.net) y "comerciales" (.com), respectivamente. Si tu objetivo es ofrecer servicios basados en Internet o desarrollar plataformas de red, como la creación de un foro, lo más adecuado sería adquirir un dominio .net. Por otro lado, si tu meta es generar ingresos en línea, ya sea a través de un blog personal o una página web de comercio electrónico, preferirás adquirir un dominio .com. 

Al comparar un .net con un .com, la distinción más destacada radica en el impacto que cada uno tiene en las páginas web, especialmente aquellas visualizadas principalmente en dispositivos móviles.

CÓMO SELECCIONAR LA MEJOR EXTENSIÓN DE DOMINIO

Las tres letras al final de tu dirección web son tan cruciales como todo lo que las precede. No solo influirán en tus posibilidades de ser encontrado en Internet, sino que también tendrán un impacto significativo en la percepción de tu marca.

Con esto en mente, el proceso de elección entre las extensiones de dominio .com, .org o .net debería iniciarse tan pronto como comiences a construir tu marca. Esta estrategia te permitirá establecer desde el principio una presencia en línea coherente.

Aunque la elección de una extensión no afecta las capacidades de SEO (posicionamiento en buscadores) de tu página, el diseño de la interfaz de usuario para navegadores en dispositivos móviles puede tener un impacto negativo en los sitios con un dominio .net.

La mayoría de los teclados de los teléfonos inteligentes cuentan con un botón dedicado a las extensiones de dominio, pero como probablemente hayas notado, su opción predeterminada siempre es .com. En consecuencia, la búsqueda de dominios .net es más lenta y menos intuitiva. Dado que el tráfico desde dispositivos móviles constituye más de la mitad de todo el tráfico en línea, este pequeño detalle puede tener un impacto significativo en el éxito de tu página.

Para maximizar tu presencia en línea, se recomienda adquirir ambas extensiones: .net y .com. Lo más probable es que la inversión en un segundo dominio de nivel superior genere un alto rendimiento, ya que te permitirá asegurarte de que los visitantes no lleguen accidentalmente al sitio de un competidor. Todo lo que necesitas hacer es redirigir la extensión adicional a tu nombre de dominio principal.
 
Facebook Twitter LinkedIn WhatsApp
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y razones técnicas, para mejorar tu experiencia de navegación, para almacenar tus preferencias y, opcionalmente, para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Hemos incluido algunas opciones de configuración que te permiten decirnos exactamente las cookies que prefieres y las que no. Pulsa ACEPTAR para consentir todas las cookies. Pulsa CONFIGURACIÓN para decidir las opciones que prefieres. Para obtener más información sobre nuestras cookies accede a nuestra Política de cookies aquí: Más información
Aceptar Rechazar Configuración